Esta pregunta no llega porque sí, sino porque en pocos días muchos hogares se llenarán de gadgets tecnológicos en forma de regalos.

Seguro que alguno se echa las manos a la cabeza cuando lea esto, pero es que realmente pienso que tenemos poca cultura tecnológica. Sí, los chavales de hoy en día parece que en vez de con un pan vienen con un smartphone bajo el brazo. Lo utilizan no como complemento sino como una extensión de sí mismos, a través de la cual se comunican con los demás. Sin embargo, los que tenemos unos pocos más de años lo miramos con un poco más de respeto, conscientes o temerosos de posibles consecuencias después de un uso intensivo.

 ¿Cual es la edad mínima en la que debe regalarse tecnología?

Pues francamente no tengo ni idea, pero no creo que haya que esperar a que a un adolescente  peine canas para entregarle su primer gadget. Todo lo contrario: mientras antes aprenda a manejarlo, a conocer lo que está bien y lo que está mal, antes podrá aprender a hacer un uso responsable.

Lo que no puede ser es que por miedo o desconocimiento nuestro, retrasemos el momento todo lo posible o no le formemos adecuadamente para poder usarlo. Sólo por no querer enfrentarnos a nuestra ignorancia digital.

Lo que tampoco puede ser es que nadie tenga problema hoy en día para enviar un vídeo o mensaje por WhatsApp y sin embargo, no seamos capaces de hacer algo tan sencillo como numerar las páginas de un documento o insertar una firma en su email. Ya, lo segundo es más aburrido que lo primero, ¿verdad? Pero lo segundo también es lo que te puede procurar un trabajo, cosa que hoy en día no es algo baladí.

Me sorprende ver cómo hay tantas personas que carecen de un conocimiento básico prácticamente obligatorio ya y cómo además lo esgrimen a modo de bandera antidigital. Porque no, no es para nada cool, es un gran error. No estoy hablando de grandes proezas, sino de cosas sencillas como insertar una imagen en un documento en vez de copiar-pegar o aplicar una sangría como corresponde, sin utilizar la barra espaciadora.

Fuera excusas. Regalemos cultura digital

Antes, según fueras de letras o de ciencias, estaba más o menos justificado que no se te dieran bien estos temas, que no tuvieras cultura tecnologica. Pero ahora ya no tienes excusa: o estás al día o poco a poco te irás quedando atrás. A las generaciones más jovenes no les cuesta nada adquirir este conocimiento, así que la única ventaja que tienes antes que te alcancen, es la diferencia de edad generacional que te facilita el tiempo necesario para formarte adecuadamente. Porque la experiencia ya la tienes.

Así que mi sugerencia es: no te quedes sólo en el WhatsApp y ve más allá. Fórmate adecuadamente y adquiere nuevos conocimientos y habilidades que puedas aprovechar en tu día a día. Y digo esto con personas muy queridas en mente: excelentes personas y profesionales que se han acomodado en un mundo offline en el que la competencia ya se lo está poniendo muy difícil.

Tú qué crees, ¿tenemos poca cultura tecnológica o vamos sobrados de ella? Tu opinión me  importa ¡Cuéntame qué opinas de este tema!